El calor de la madera

¿Quién no ha soñado con tener una chimenea en el salón de su casa? Hoy en día la mayoría de las viviendas se calientan con gas natural, con radiadores convencionales, aunque en las nuevas viviendas ya es habitual la instalación de suelo radiante, un avance sea dicho, pero sigue siendo un combustible fósil. 

Hace unos 30 años, se opto por construir varios pisos con chimenea abierta, una gozada para los sentidos. Es por eso que quería poner en valor este medio de aportar calor al hogar y dejaros algunos aspectos a tener en cuenta. 

Determinar el uso.

Lo queremos para calentar la vivienda o con una finalidad mayormente estética. 

Si lo que queremos es usar el calor de la madera para caldear toda la vivienda, la mejor opción seria un insertable. Tardan más en calentarse, pero tienen un mejor rendimiento. Tienen un sistema de doble combustión y pueden seguir emitiendo calor hasta unas 12 horas una vez que se haya apagado. Es necesario una instalación eléctrica ya que cuenta con ventiladores para repartir mejor el calor.

Si el fin es más estético la opción más bonita es un hogar. Climatizan una sola estancia. Tienen una alta combustión, calientan mejor que las chimeneas abiertas y son más seguras. Su instalación depende de que exista un hueco anterior para la chimenea.

 

Modelo de Jotul

Modelo de Kalfire

 Potencia. 

Aunque depende de factores como el aislamiento que tenga la vivienda, la dimensión, la zona climática, la orientación, inercia térmica,… Lo estándar sería entre 80-110 Kcal/h m3. Para una vivienda muy bien aislada con 50 Kcal/h m3 bastaría. 

Modelo de Bosch Marin

Tamaño

Si la dimensión es demasiado grande para nuestro caso probablemente la combustión no funcione bien y se llene de hollín. En cambio, si es muy pequeña, la demanda de calor que le pidamos será excesiva y puede deteriorarse con facilidad. La mayoría de diseños están pensado para estancias de 20 a 50 m2. Si nos salimos de este rango es importante detallarlo para que nos pueda asesorar el profesional. 

Modelo de Kalfire

Toma de aire

Si vamos a realizar una refoma integral y tenemos fácil opción, es recomendable abrir un conducto desde el exterior para que la chimenea no consuma el aire del interior de la vivienda y funcione mejor. 

 La leña. 

Para que las emisiones sean neutras, la chimenea funcione de cine y tengamos un fuego bello es muy importante el tipo de leña a utilizar. Tiene que estar limpia de resinas y bien seca, así su combustión será perfecta y generara menos emisiones co2 que con las nuevas plantaciones de arboles para este consumo se compensarán. 

En el próximo post detallaremos los tipos de leña y su almacenaje. 

Qué paséis un buen finde! Hasta el próximo viernes. 

Le informamos de que este sitio web contiene cookies propias y de terceros con la finalidad de permitir el funcionamiento de determinadas funcionalidades del sitio web (por ejemplo, gestionar la aceptación de uso de cookies) y para analizar el tráfico web, a fin de mejorar así la experiencia de navegación y los servicios e información que ofrecemos a través del mismo. El hecho de continuar navegando por este sitio web supone la aceptación del uso de las cookies con las finalidades descritas. Para más información pinche aquí ACEPTAR

Aviso de cookies